Por: Claudia Selva Boehmer

|

01 Oct, 2016

La cognición es la facultad de los seres humanos para captar información, procesarla, aprender de ella y tomar decisiones. La componen procesos como el aprendizaje, la atención, el razonamiento, la resolución de problemas, el procesamiento del lenguaje, la memoria, entre otros.

En el mundo de los negocios, la cognición permite entender a los clientes, optimizar y mejorar productos o servicios de acuerdo a las necesidades de los mismos, como también medir efectivamente las relaciones directas con los públicos de interés.Hoy por hoy, las tecnologías y los actuales sistemas de cómputo han simplificado el dar pasos en pro de comprender las expectativas de clientes y ofrecer soluciones más acertadas al interpretar el comportamiento humano.

Todos los días se generan 2.500 millones de gigabytes en datos, el equivalente a aproximadamente 170 periódicos entregados a cada persona en el planeta; sin duda, un inmenso volumen de información que encierra valiosas respuestas a incógnitas en distintos ámbitos sociales. Sin embargo, en la actualidad, con el big data sólo se logra analizar el 20% de la información estructurada de todos los datos producidos; ahora con los sistemas cognitivos se puede agregar ese 80% restante de información “oscura” o no estructurada, redundando en una cobertura completa para una más precisa toma de decisión.

En consecuencia, la Era Cognitiva da sus primeros pasos y abre las puertas a la primera solución de inteligencia artificial en el mundo. Esta puede interactuar con los humanos en lenguaje natural y a través de plataformas para comprender y analizar documentos escritos, audio o video, entre otros.

Pensemos en los avances que esto traería en materia de salud. Lograr la detección temprana o cura del cáncer; o identificar pandemias antes de que sucedan, son algunos de los escenarios que la tecnología cognitiva podría ofrecer a los sistemas de salud, hospitales o instituciones especializadas.

La llegada de Watson

Sorprendentemente, estos sistemas ya existen. IBM Watson llega como la primera plataforma de computación cognitiva abierta que puede aplicarse de manera comercial. Industrias como la banca ya ven los beneficios pues gracias a Watson conocer a los clientes y captar la información de los mercados financieros fluctuantes es más fácil; logrando un aumento en ventas cruzadas al ofrecer evaluación de riesgo, créditos, préstamos y otros servicios de manera más precisa y asertiva. Además Watson ayuda a los bancos a detectar el fraude al aplicar analítica cognitiva a los registros financieros públicos y a los comentarios de usuarios bancarios en las redes sociales.

De igual manera, la industria de las telecomunicaciones podrá optimizar sus redes en tiempo real para identificar las bajas de señal en distintas zonas. Además, podrá iniciar campañas de cuidado proactivo hacia sus clientes e iniciativas de retención con los mismos mediante la optimización en la atención de sus agentes de call center, al analizar el sentimiento de cada cliente asociado a la marca y al servicio, incluso, por su tono de voz en una llamada. Entender la experiencia del consumidor en materia de telecomunicaciones no será un secreto, y se podrán ofrecer mejores ofertas a prospectos para convertirlos en clientes.

“Ofrecemos soluciones consultivas de negocio, aprovechando las ventajas únicas que ofrece la computación cognitiva para ayudar a las empresas a que inicien su transformación digital en la era cognitiva y en beneficio de sus negocios y clientes. Sin duda, es una oportunidad de oro para que las compañías latinoamericanas sean líderes de esta disrupción digital” afirma Hernando Segura, Gerente General de Cognitiva Centroamérica y Caribe.

Y aunque la computación cognitiva incluye algunos elementos de inteligencia artificial, esta se debe entender como una idea más amplia; en lugar de máquinas que piensan por las personas, la computación cognitiva consiste en aumentar la inteligencia humana, es decir, ayudar a pensar mejor y tomar decisiones más informadas. La computación cognitiva hará el trabajo pesado para mejorar la pericia del ser humano.

De esta manera y gracias a las características de estos sistemas, es claro que su aplicabilidad en la vida cotidiana es muy amplia. No obstante, es importante contar con un consultor experto que permita profundizar y sacar provecho de todas las capacidades que la tecnología de Watson ofrece. Así, Cognitiva, empresa de soluciones cognitivas especializada en desarrollar las capacidades de Watson en 23 países de habla hispana en Latinoamérica, proporciona soluciones de la mano de IBM ayudando a clientes a transformar sus negocios.

En conclusión, de acuerdo a IDC, Latinoamérica y sus mercados emergentes superarán en 2017 a los países desarrollados en términos de generación de datos y para el 2018, 50% de los consumidores interactuarán con servicios de computación cognitiva. Este es un llamado para que los líderes empresariales de la región tengan en sus estrategias de mediano y largo plazo este tipo de soluciones tecnológicas, pues estos avances representan una precisa manera de entender a clientes y prospectos.


Edición #67

Business transformation Edicion #67

Contenido

 

  • Tecnologías al 100% administradas remotamente
  • Business Transformation
  • GBM Executive Summit
  • Liderando GBM hacia el camino del éxito
  • La inversión empresarial por un futuro sostenible
  • Cinco recomendaciones para transformar su organización de TI
  • Entendiendo la economía digital en minutos
  • Capacidades analíticas en Business Intelligence
  • Máquinas inteligentes
  • Centros de datos de próxima generación
  • Conquistando el mercado hiper convergente
  • Los ciberataques le pueden costar su marca
  • Seguridad Informática:
  • Un tema de responsabilidad gerencial
  • Pokémon Go ¿Nueva herramienta estratégica de las empresas?
  • La Era Cognitiva es una realidad
  • Evolución y tendencia de la virtualización